Que dice la Biblia sobre la corrupcion?


La corrupcion se ha vuelto un tema de moda en Mexico. No porque antes no existiera, ni mucho menos, sino porque nuestro lento caminar hacia la democracia hace que ahora por diversas circunstancias (no siempre demasiado eticas) esten saliendo a flote una serie de casos de corrupcion que antes ( en tiempos menos democraticos) quebadan en el anonimato y en el silencio. Lo cierto es que una de las principales causas (si no la principal) de la pobreza existente en Mexico es la corrupcion, la cual existe en todos los niveles, desde el alumno que hace trampas en los examenes y el pequeno comerciante que hace trampas en las pesas hasta los politicos situados en la cuspide del poder.

En este articulo quisiera presentar una serie de Textos Biblicos que puedan ayudar al cristiano a comprender que la corrupcion (no solo la de los funcionarios) es un autentico pecado que va contra la voluntad de Dios, porque es una forma de hurto que atenta contra los derechos del projimo y contra el bien comun de la sociedad.

Empecemos por unas definiciones muy sencillas. Entendemos aqui por “corromper” el hecho de quebrantar la moral de la administracion publica o de los funcionarios, en especial haciendo que un empleado publico o un juez obre en cierto sentido de una manera que no va de acuerdo con la moral y el bien publico. Terminos algo parecidos son el fraude, el soborno, la mordida y el cohecho. El fraude, por ejemplo, seria el engano hecho con malicia con el cual alguien perjudica a otro y se beneficia a si mismo.

Que afirma el Antiguo Testamento?

Acerca del fraude en general encontramos los siguentes textos.

Dn 13, 53: Se condena a los jueces que condenan a los inocentes y absuelven a los culpables.

Sal 10, 7: Se condena al malavado cuya boca rebosa fraude y doblez.

Sal 101, 7: No morara en mi casa quien cometa fraudes.

Sobre el fraude de los comerciantes encontramos muchos textos (senal de que era una practica bastante generalizada)

Lev 19, 35: No daran sentencias injustas, ni cometeran injusticias en pesos y medidas. Tengan balanza, pesas y medidas exactas.

Am 8, 5-6: Se condena a los ricos que encogen la medida y aumentan el precio.

Pro 11, 1: El Senor aborrece las balanzas falsas y le gustan las pesas exactas.

Os 12, 8; Mi 6, 11; Pro 20, 10; Pro 20, 23.

Acerca del soborno (comprar a un funcionario) se dice lo siguiente:

Dt 16, 19: Noseras parcial ni aceptaras sobornos, que el soborno ciega los ojos de los sabios y falsea la causa del inocente.

Dt 27, 25: Maldito quien se deje sobornar para matar a un inocente.

Is 33, 15: Se bendice al que sacude la mano rechazando el soborno.

1 Sam 8, 3; Es 4, 5; Ne 6, 12; Is 1, 23; Am 5, 12; Mi 7, 3; Sal 15, 5; Sal 26, 10; Job 15, 34; Pro 15, 27; Pro 17, 8; Pro 17, 23; Ec 7, 7.

Que afirma el Nuevo testamento?

Un hecho muy interesante es que cuando el joven rico le pide a jesus que le diga cuales son los mandamientos que debe cumplir para entrar en la vida eterna, Jesus le responde con una lista en la que se anade un mandamiento que no estaba en el decalogo: el “no defraudaras”, distinto del “no robaras” (Mc 10; 19).

Tambien en Mc 7, 22 cuando jesus da la lista de las cosas que salen del corazon del hombre y le contaminan se habla del “fraude”, como de algo distinto del “robo”.

En Lc 3, 14 Juan Bautista les dice a los soldados que si quieren cumplis la voluntad de Dios no deben “extorsionar” a nadie. Tambien se condena a los que cometen fraudes en Rom 1, 29; 1 Co 6, 10 y 1 Tim 1, 10. En Lc 19, 8 el convertido Zaqueo le dice a Jesus: “A quien haya defraudado le restituire cuatro veces mas”.

Acerca de esta mala costumbre tan extendida en los paises latinos que es el fraude fiscal, puede verse el texto de San Pablo en Rom 13, 6 en ek que se afirma claramente que “en conciencia” hay que pagar los impuestos a las autoridades legitimas.

En cuanto al soborno en Mt 28, 12 se nos centa como lso sumos sacerdotes sobornaron a los soldados para que dijeran que los apostoles habian robado el cuerpo de Jesus. En Hch 6, 11 se nos dice como los que mataron a Esteban sobornaron a algunos testigos falsos. En el caso de Jesus tambien se habla de testigos falsos, pero no se dice explicitamente que fueran sobornados (Mt 26, 60). En Hch 22, 28 se habla tambien de un caso de soborno.

Quisiera terminar con un texto de Juan Pablo II: ” Cada ciudadano tiene derecho a participar en la vida de la propia comunidad. Esta es una conviccion generalmente compartida hoy en dia. No obstante este derecho se desvanece cuando el proceso democratico pierde su eficacia a causa del favoritismo y de los fenomenos de corrupcion, los cuales no solo impiden la legitima participacion en la gestion del poder, sino que obstaculizan el acceso mismo a un disfrute equitativo de los bienes y servicios comunes”.

Cortesia de P. Eduardo Bonnin Sch. P.

About these ads

2 comentarios en “Que dice la Biblia sobre la corrupcion?

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s